Yo diría que (casi) todos hemos sido, somos o seremos consumidores de algún tipo de pornografía. Eso que antes era algo medio prohibido y difícil de conseguir, ahora lo tenemos a dos clicks de distancia. La sociedad ha cambiado y todo lo referente a la sexualidad se afronta con mucha más naturalidad.

No iba al festival desde hace unos seis años, cuando se hacía en L’Hospitalet bajo la etiqueta de FICEB. Este tipo de eventos me encantan. Vale, chicas guapas desnudas haciendo marranadas. Normal que me guste, no es un mal plan. Es mucho mejor que quedar con tu gestor para hacer la declaración de la renta, por ejemplo. Pero me refiero más bien al aspecto bizarro del asunto. Esa sobredosis de hormonas que flota en el ambiente, esas aglomeraciones,  esas situaciones raras RARAS, esas actuaciones excesivas y excéntricas… Independientemente de las connotaciones sexuales, es el tipo de sitio que me llama la atención porque siempre pasan cosas. Y para alguien a quien le gusta observar eso es una mina de oro.

En estos últimos años ha habido un gran cambio en el modelo de negocio dentro del porno. Lo que antes eran grandes producciones, la mayoría con actrices extranjeras, ahora son pequeñas escenas con chicas de aquí. Y eso es algo que me encanta porque se acerca mucho más a mis gustos personales. Y, en general, al de mucha más gente. Aunque, en realidad ahora es fácil satisfacer los gustos personales de casi cualquiera. Aparecen como setas productoras especializadas en todo tipo de temas, sin necesitar ser grandes proyectos. Bien, no?

Una de las cosas en las que más he notado cambio de los viejos tiempos del FICEB  al nuevo SEB es precisamente el tipo de actriz que te puedes encontrar. Antes era un festival, por decirlo de alguna manera, más internacional. Que conste que no tengo nada en contra del modelo de actriz porno que era mayoritario hace unos años, tipo rubia siliconada. Janine Lindemulder o Savannah me encantaban en su momento, por ejemplo. Eran muchas las actrices de ese estilo que te encontrabas en el festival, tanto de Europa del Este como americanas. Y sí, preciosas todas ellas. Pero me gustan más esas chicas más bajitas, más normales, con pinta de ser tu excompañera de instituto, y que se suben al escenario para liarla de una forma que no te podías imaginar. Pues eso, que muy bien.

IMG_6773 IMG_6755 IMG_6747 IMG_6740 IMG_6777 IMG_6800 IMG_6816 IMG_6818 IMG_6819 IMG_6825 IMG_6828 IMG_6833 IMG_6842 IMG_6854 IMG_6869 IMG_6880 IMG_6885 IMG_7361 IMG_7372 IMG_7385 IMG_7389 IMG_7396 IMG_7425 IMG_7438 IMG_9563 IMG_9594 IMG_9606 IMG_9639 IMG_9642 IMG_9671 IMG_9686 IMG_9690 IMG_9707 IMG_9743 IMG_9787 IMG_9799 IMG_9808